LUBINA CON VERDURAS ASADAS EN SALSA PUTANESCA (RECETA PARA CUATRO PERSONAS)

INGREDIENTES:

  • 720 g de lubina
  • 400 g de tomate triturado
  • 280 g de berenjena
  • 160 g de calabacín
  • 80 g de pimiento verde
  • 80 g de zanahoria
  • 40 g de aceituna negra sin hueso
  • 20 g de limón
  • 10 g de anchoa en aceite
  • Dos cucharas soperas de perejil
  • Dos cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra
  • Una cucharada sopera de alcaparras
  • Un pellizco de azúcar moreno
  • Un pellizco de sal
  • Pimienta

MODO DE PREPARACIÓN:

  1. Pre calienta  una sartén o una parilla a fuego medio.
  2. Con las manos frota un poco de aceite de oliva sobre el pescado y salpimienta. Cocínalo  por cada lado durante 5 minutos y retíralos de la sartén.
  3. A continuación, asa la berenjena, el pimiento, la zanahoria y el calabacín en el horno precalentado a 200º durante unos 20-30 minutos.
  4. Mientras se cocinan los filetes y las verduras, corta en trocitos pequeños el tomate, el perejil, las aceitunas, las alcaparras, el limón, el ajo, las anchoas, el pimiento y mézclalo todo en un recipiente hondo con las dos cucharadas soperas de aceite de oliva, el azúcar moreno y salpimienta.
  5. Cuando el pescado y las verduras estén listas, sirve los filetes de pescado con las verduras asadas y sobre ellos la salsa fresca putanesca y … ¡¡¡A disfrutar J!!!

¿SABÍAS QUÉ…?

Hoy vamos a hablar de la salsa a la putanesca o en italiano sugo alla puttanesca (salsa a la putería), una deliciosa y típica salsa del centro de Italia.

Sus ingredientes tradicionales, son el aceite de oliva, guindilla o pimiento, anchoas que hayan estado en salmuera, perejil fresco, orégano fresco, aceitunas negras, tomate, ajo y se puede agregar según la receta un poco de cebolla, zanahoria e incluso unas gotas de vino.

Una de las características más curiosas de esta salsa es su supuesta etimología. ¿Sabes cuál es? Si no es así, estate atento…

Hay varias versiones sobre el origen de esta receta, pero una de las versiones más conocidas es la de los marinos. Estos marinos, pescadores de anchoas, llegaban al puerto de Nápoles y mientras vaciaban sus bodegas se refugiaban en las casas de citas de la ciudad. Los marinos por los servicios prestados por las prostitutas, les pagaban con este pescado que finalmente todos comían.

Otra versión de la historia, hace referencia a la actividad nocturna de las prostitutas, motivo por el cual se levantaban tarde por la mañana y cuando llegaban al mercado apenas quedaban alimentos, quedando únicamente ingredientes sueltos con los que preparaban esta salsa putanesca.

¿Qué historia te ha llamado más la atención? Sea cual sea su historia, lo importante es que hoy podemos degustar una salsa deliciosa.

¡Feliz miércoles vitalista!

Esta entrada fue publicada en Recetas y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>